Este tema se centra en la expansión europea en el mundo durante el siglo XIX.

UNIDAD 6. LA ÉPOCA DEL IMPERIALISMO
external image imperialismo.gif


1 LOS FACTORES IMPULSORES DEL IMPERIALISMO

La Segunda Revolución Industrial transformó la economía de las principales potencias europeas. Aprovechando su superioridad, Europa se lanzó a la conquista de nuevos territorios en otros continentes y a la formación de grandes imperios coloniales.

1.1. CAUSAS ECONÓMICAS Y DEMOGRÁFICAS

El imperialismo tuvo fundamentalmente motivaciones económicas. Los países industrializados de Europa necesitaban buscar nuevos mercados, donde vender el excedente de su producción industrial, También aspiraban a comprar materias primas y productos coloniales al mejor precio posible. Finalmente, querían invertir sus excedentes de capital en lugares, donde la mano de obra, más barata, les permitiera mayores beneficios.
Los cambios económicos a lo largo del siglos XIX dieron como resultado un gran aumento de la población europea. Esta expansión demográfica generó un volumen de población excedente, que estimuló la emigración a otros continentes.

1.2. INTERESES POLÍTICOS Y ESTRATÉGICOS

Todos los gobiernos ambicionaban construir imperios coloniales para aumentar su prestigio y poder internacional.

1.3. MOTIVACIONES IDEOLÓGICAS

El nacionalismo conservador europeo y gran parte de la opinión pública defendían la superioridad de algunas naciones y el derecho de éstas a imponerse sobre otros pueblos. Se hablaba así de la misión civilizadora de los europeos.
external image EL_IMPERIALISMO_COLONIAL_causas.png

2 CONQUISTA, ORGANIZACIÒN Y EXPLOTACIÓN COLONIAL
2.1. EXPLORACIÓN Y CONQUISTA

A mediados del siglo XIX, gran parte del interior de África, de Asia y de los océanos era prácticamente desconocida. La búsqueda de nuevos territorios en los que expandirse propició una serie de viajes científicos y de exploraciones geográficas.
Tras la exploración del territorio, la conquista se llevó a cabo de forma relativamente rápida y fácil.

2.2. LA ORGANIZACIÓN COLONIAL

Podemos distinguir tres tipos de colonias:
  • Colonias de explotación. Eran los territorios destinados fundamentalmente a la explotación económica. La metrópoli ejercía una verdadera política de ocupación.
  • Colonias de poblamiento. Eran colonias que recibían numerosa población europea que había emigrado y se establecía en ellas de forma permanente (colonos). Estas colonias gozaban de cierta autonomía en el gobierno interior. En el Imperio Británico, las colonias de poblamiento recibieron el nombre de dominios, es el caso de Canadá, Australia, Nueva Zelanda y la Unión Sudafricana.
  • Protectorados. Eran territorios en los que existían Estados estructurados con reconocimiento internacional. Tras la ocupación europea mantuvieron un gobierno indígena y una organización estatal y administrativa propia. No obstante, la metrópoli creó e impuso un gobierno paralelo que, en la práctica, dominaba el gobierno local y se reservaba las funciones de defensa y política exterior.

3 LOS GRANDES IMPERIOS COLONIALES
3.1. EL REPARTO DEL MUNDO

A partir de 1870, las grandes potencias europeas llegaron a controlar casi toda África y Asia, la mayor parte de las islas del océano Pacífico y de Oceanía y amplios territorios de América del Norte.
La colonización del continente africano fue extraordinariamente rápida. El choque de intereses entre las potencias rivales por el reparto de África impulsó la convocatoria de la Conferencia de Berlín (1885).
Gran parte del continente asiático fue también ocupado tanto por las potencias europeas occidentales (Gran Bretaña, Francia, Alemania) como por otros países deseosos de expandirse (Rusia, Estados Unidos, Japón).

external image posesiones%2Bcoloniales%2Ben%2Bel%2Ba%C3%B1o%2B1914.jpg

3.2. EL IMPERIO BRITÁNICO

A finales del siglo XIX, Gran Bretaña poseía el mayor imperio colonial.
En África, los británicos intentaron formar un imperio continuo de Norte a Sur, que se extendiera desde El Cairo hasta Ciudad del Cabo.
La principal colonia británica fue la India.

3.3. EL IMPERIO FRANCÉS

El segundo gran imperio colonial era el de Francia. Los franceses se instalaron especialmente en África del Norte y en el Sudeste asiático.

3.4. OTROS IMPERIOS EUROPEOS

El rey de Bélgica, Leopoldo II, adquirió como propiedad privada una gran colonia a lo largo del río Congo, que legó a Bélgica a su muerte.
Alemanes e italianos consiguieron algunos importantes enclaves coloniales en África.
También poseían importantes territorios coloniales países como Holanda y Portugal. Rusia se expandió por Asia y España se asentó en la zona del golfo de Guinea, el Sahara y el Norte de Marruecos.

3.5. LOS IMPERIOS EXTRAEUROPEOS: ESTADOS UNIDOS Y JAPÓN

Estados Unidos se expandió hacia el Pacífico y el Caribe.
El expansionismo japonés fue el resultado de la modernización social y la industrialización del país en el período del emperador Meiji. Japón detuvo el avance ruso en la provincia china de Manchuria y se anexionó otros territorios en la región.

4 LAS CONSECUENCIAS DE LA COLONIZACIÓN
4.1. EL IMPACTO DE LA CIVILIZACIÓN EUROPEA

Los europeos construyeron infraestructuras necesarias para explotar y comunicar los territorios conquistados. Todo ello conllevó una profunda modificación del paisaje.
También hubo un fuerte impacto demográfico. La introducción de medidas higiénicas y sanitarias permitieron reducir la mortalidad y la población aumentó.
Los europeos impulsaron un descenso del analfabetismo. Sin embargo, también pretendían la aculturación, es decir, la imposición de las formas de vida de los colonizadores.

4.2. LAS TRANSFORMACIONES ECONÓMICAS

En las colonias se impusieron los intereses económicos de los colonizadores, quienes contaban con la ayuda de los grupos aristocráticos y de la burguesía locales, que mantuvieron una situación de privilegio. Por el contrario, la mayoría de la población indígena quedó sometida y sus condiciones de vida empeoraron.
Asimismo, la artesanía local se arruinó, debido a la competencia de los productos industriales importados desde la metrópoli.

4.3. LOS CAMBIOS SOCIALES Y CULTURALES

La estructura social de los pueblos colonizados también sufrió profundos cambios.
En las sociedades coloniales existí, además, una profunda segregación social e incluso racial en algunas zonas.
Por último, el impacto de la cultura occidental provocó una pérdida de la identidad.

ACTIVIDADES

Actividades 2 y 3, página 116. Corregir lunes 20 de enero.
Actividades 2,3 y 4, página 121. Corregir lunes 27 de enero.
Actividades 1 y 3, página 126. Corregir jueves 30 de enero.